Top menu

Crioterapia

La crioterapia consiste en la utilización de nitrógeno líquido para el tratamiento de lesiones cutáneas. Para ello se utiliza un dispositivo especialmente diseñado que pulveriza el gas de forma puntual sobre el área a tratar hasta quemar por congelación. Dependiendo del tiempo de aplicación se consigue una mayor o menor profundidad de actuación. La propia congelación de los tejidos insensibiliza la zona a tratar, permitiendo su utilización sin necesidad de aplicar anestesia local.

En proctología lo usamos sobre todo en el tratamiento de rectoscopio. Es muy práctico ya que permite su utilización en consulta sin necesidad de pasar por un quirófano.

También se usa para el tratamiento de las displasias (lesiones pre malignas) asociadas a la colonización de HPV de alto grado oncogénico de forma ambulante.

Otras lesiones que se pueden tratar son:

  • Papilomas.
  • Queratosis seborreicas.
  • Verrugas planas.
  • Verrugas comunes.
Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Share on LinkedInEmail this to someone